El Perfume de Patrick Süskind, resumen, análisis, libro, reseña, sinopsis, argumento, de que trata

El Perfume de Patrick Süskind, resumen, análisis, libro, reseña, sinopsis, argumento, de que trata, frases, citas. ¿Y que hace un blog de cine reseñando una novela? Cuando haya tenido la ocasión de leer una obra literaria que de paso o base a una película, creo que aporta mucho a la discusión.Y esa es la idea, que añada, no que reste.
Vamos a elaborar unos apuntes sobre El perfume historia de un asesino, inicialmente el libro de Patrick Süskind (para lo cual uso de referencia Das Parfum, Die Geschichte eines Mörders. Traducción Pilar Giralt Gorina. RBA Editores S.A., Barcelona 1992) y luego de la película que lleva el mismo nombre.

El perfume, historia de un asesino, el libro. Empecemos diciendo que El perfume lo escribió un autor experto en historia medieval y moderna.
Fue publicada en 1985 con una portado donde se ve el cuadro de Antoine Watteau titulado Júpiter y Antíope donde se representa a una mujer asesinada; en la edición de bolsillo en Estados Unidos se cambió por no considerar prudente un pezón en la portada de un libro. 
9 años estuvo como bestseller en el mundo. 

El protagonista de El perfume es Jean Baptiste Grenouille[Que traduce del francés, rana] cuya «única ambición se limitaba al mundo de los olores», siendo a la vez dentro de la obra un héroe y un antihéroe. 
Paradójicamente un tipo con ansias estéticas en perfumería, viene al mundo envuelto en los olores más nauseabundos[«Sobrevivió al sarampión, la disentería, la varicela, el cólera, una caída de seis metros en un pozo y la escaldadura del pecho con agua hirviendo»], como estableciendo su criterio artístico de crear lo que no tiene, lo que no le fue dado[O como decía Henry Miller: «va a usted a convertir su frustración en algo útil. El arte puede volver bello lo horrible» «Un artista, aun cuando detecte un defecto, lo convierte en algo impecable». Sexus I, Planeta Colombiana Editorial S.A. 1985, páginas 35 y 113].

Luego de su nacimiento entre pútridos perfumes, avanza vienen las colisiones olfativas alrededor de Jean Baptiste: la nodriza con «aroma de leche y queso de oveja» y él mismo que no huele a nada[El lactante «huele como…una galleta mojada en leche»]. Pero, «quien sobrevive al propio nacimiento entre desperdicios, no se deja echar de este mundo así como así». Llegó al lenguaje asociando palabras a olores, dificultándosele los conceptos sin perfume[Y notándose a las claras la pobreza del lenguaje hablado frente a los matices, sutilezas y variantes del lenguaje odorífero] …Todo su mundo giraba en torno a comprender este seductor universo del perfume[Cuyo propósito «era conseguir un efecto embriagador y atrayente»]. 

Su sondeo en este volátil mundo lo condujo a percibir una fragancia «de una sutileza y finura tan excepcionales», que «tuvo el extraño presentimiento de que aquella fragancia era la clave del ordenamiento de todas las demás fragancias»[El perfume de una adolescente de doce o trece años: como seda y leche (producto de miles de sub-fragancias como brisa marina, aceite de nuez, nenúfares, flores de albaricoque)]. Y como buen curtidor de pieles que era hasta ese instante sabia que debía inmovilizarla y sacrificarla para arrancarle sus secretos odoríferos y absorber toda su fragancia, alcanzando cimas de éxtasis hasta ese día desconocidos, llegando a la iluminación respecto a su destino: «revolucionar el mundo de los olores» y para eso debía dominar el arte de la perfumería, para poder conservar administrar a discreción todos eso gratos efluvios.

Ingresó a la perfumería de Giuseppe Baldini, «quien no era un creador, solo un mezclador concienzudo de olores acreditados…», su carta de presentación: «tengo la mejora nariz de París maître Baldini…Conozco todos los olores del mundo, todos los de París aunque no se sus nombres de muchos…».
Allí llegó con su practicidad y experiencia en el mundo de los perfumes y su maravillosa nariz y aprendió a escribir sus fórmulas y a interpretar las composiciones de perfumes ajenos; aprendió así mismo la teoría de la obtención de los aceites esenciales por medio de destilado, prensado y el enfleurage[En sus tres variantes, empleado para extraer la fragancia más delicada de los jazmines, la rosa y el azahar. El enflorado consistía en tomar el material vegetal (generalmente flores) y ponerlo en contacto con grasa], esta última técnica no la dominaba Baldini y era en el sur de Francia donde la ejercían. Hacia allá pues marchaba Grenouille, quien al contacto con la soledad y el silencio de la naturaleza comprendió que «era del mundo en general de lo que tenía que apartarse…de los seres humanos»….
Halló su paraíso de paz, su paraíso de perfumes, sin humanos ni convencionalismos estorbando.[«Se había aislado del mundo para su propia y única satisfacción, solo a fin de estar cerca de sí mismo»]Y así duro en su aislamiento voluntario durante siete años…Diseña entonces un perfume para oler como un hombre perfumado[Se trataba de imitar el perfume humano], siendo advertida su existencia incluso sin ser visto, cosa que le alegró sobremanera a él, un ser ignorado recurrentemente por no tener olor.

Se propuso entonces crear un perfume que al aplicárselo los demás tuvieran que amarlo[Convertirse en una suerte de Dios del perfume. «Quien dominaba los olores, dominaba el corazón de los hombres…No sintió ninguna euforia cuando concibió el plan de dominar a los hombres»]; en este proceso elaboró otros aromas personales como una fragancia para pasar desapercibido, un perfume para transmitir la sensación de urgencia y prisa; otro perfume que incitaba a la compasión…Pero para su máximo propósito debía capturar la fragancia de personas que inspiraran amor: así fue cazando sus víctimas, mujeres jóvenes y bonitas…los indicios condujeron a su captura.Rumbo al cadalso probó un poco de su invento, convenciendo a «los diez mil seres humanos del Cours» y a las autoridades de amarlo con ternura, de amnistiarlo, incitando además a todos los concurrentes a una orgía desenfrenada a plena luz del dia….Se sentía pleno, satisfecho, ahora, para redondear su faena marcharía a París «y morir allí». Efectivamente lo consiguió: lo amaron tanto[Debido a la cantidad y a la concentración del perfume]que lo devoraron literalmente.[«Por primera vez habían hecho algo por amor»]
Si tuviera que esquematizar el perfume, lo haría de la siguiente forma: 51 capítulos en cuatro partes destacadas, la primera del 1-22 donde abarca sus primeros 18 años; la segunda, del 23-34, cuando descubre que no tiene olor  y dura 7 años; la tercera, del 35 al 50 cuando asesina unas niñas y dura 3 años; la cuarta y última, su regreso a París para morir, capítulo 51.

El ambiente de la obra es Francia en el siglo XVIII donde hay poca higiene y sí mucha suciedad, una sociedad violenta pletórica de tradiciones descritas muchas veces en las páginas del libro. Si uno lee despacio, flota en el ambiente antisemitismo.
El personaje central no es inmoral, al contrario, llega a ser incluso amoral en su propia concepción e "inocencia".
El Perfume de Patrick Süskind, resumen, análisis, libro, reseña, sinopsis, argumento, de que trata

Comentarios

Entradas populares de este blog